Pesame…

Categories: Temporada 2013

Ya no encuentro la felicidad desde que no estoy contigo; tu sangre corre en mis venas, y aun me acuerdo cuando me susurrabas que para todo habría una salida… Al acercarse cualquier persona a darme el pesame, solo me recuerda que la muerte te arrebató de mis brazos; y hoy tan más que nunca te extraño…

 ¿Te identificas con lo anterior? Posiblemente ya te han dicho “Mi más sentido pesame”…

La vida nos lleva por senderos de pruebas, donde no sabemos cuándo alguien o algo, que es para nosotros una parte indispensable de nuestras vidas, se transforma en lo que una llamada nos confirma, que eso que tanto amamos, ya no estará de vuelta.  En el caso de la muerte; cuando perdemos a un ser amado, y en vez de poder darle un beso y un abrazo, debemos conformarnos por llevarle flores y mojar en vez de su mejilla, la tierra con nuestras lágrimas… Y escuchar a cada persona acercarse a nosotros para darnos el pesame; es cuando nos encontramos con lo único que no tiene solución: La muerte.  Esta prédica va para aquellos que han perdido a alguien que aman, y que se han preguntado ¿Por qué?Hoy papito Dios les transmite a través de mis manos que digitan al escuchar atento su prosa, no un simple pesame, si no el mensaje de que Él es el inicio y el final; y que te comprende, pero que más allá de eso, que también a ti como a mí el día nos llegara.

pesame

La muerte es la redención del alma

El paso por la tierra es una prueba; una prueba para determinar quién está y quién no está listo para trascender y sumarse a la energía que da inicio a todo inicio, a la energía pura de Dios padre; aquella que hace millones de años desató la serie de “casualidades” que hacen que en este instante tu estés leyendo este artículo, y que tan “casualmente” sientas en tu corazón que extrañas a esa persona, sin importar si la perdiste ayer, o hace años… Y esto es porque nosotros nos encontramos en un paso entre lo que fue y lo que será , mientras que los que parten, de una forma u otra llevaron a feliz término la oportunidad que Dios padre les dio para demostrarle a Él que merecían ser llamados a su presencia.

“Por tanto, no desmayamos; antes, aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior no obstante se renueva de día en día, pues esta leve tribulación momentánea produce en nosotros un cada vez más excelente y eterno peso de gloria; no mirando nosotros las cosas que se ven, sino las que no se ven, pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas.”
La Biblia; Corintios 4, 16-18

¡Aprovecha el tiempo!

Mañana alguien dirá de ti… “te extraño”;  y dará a los que amas un pesame. Hoy ve por el mundo disparando luz por donde transites, derramando bendición a los que crucen tu camino y sembrando la semilla que luego del último suspiro habrás de recoger. Recuerda que la única casualidad es que la gente siga creyendo en casualidades… Para papito Dios todo está escrito; y aun así, Él cree en las segundas, terceras, cuartas y quintas oportunidades. Si te duele ese pesame que con dolor recibes, si extrañas a alguien que ya partió, , haz lo tuyo, para que al final de los tiempos, la luz que le recibió, se sienta orgullosa de recibirte a ti también.

“Entonces el polvo volverá a la tierra como lo que era, Y el espíritu volverá a Dios que lo dio”
La Biblia; Eclesiastés 12:7

Mi más sentido pesame para aquellos corazones que como yo algún día; gritaron…

¡Te extraño!

Los y las invitamos a dejar sus comentarios al pie del artículo 🙂

¡Comparte tus pensamientos con palabras!